Las enfermedades reumáticas no te impiden lactar

Las enfermedades reumáticas no te impiden lactar

La mayoría de las enfermedades autoinmunes sistémicas (EAS) ocurren con gran frecuencia en mujeres jóvenes con deseos de quedar en embarazo y tener una familia.

En la actualidad, se sabe que la fertilidad de estas mujeres es similar a la de la población general y que el pronóstico del embarazo suele ser satisfactorio siempre y cuando se lleve a cabo de manera planeada; con un tratamiento médico y obstétrico que permita responder de manera eficaz ante las complicaciones que puedan surgir.

Según la Sociedad Española de Reumatología; se recomienda a las mujeres diagnosticadas con alguna de las patologías reumáticas no quedarse embarazadas hasta tener controlada la actividad de su enfermedad.

Cifras

Recordemos que el 16% de las pacientes con artritis reumatoide alcanzan la remisión completa durante el embarazo; el 48% alcanzan mejoría de los síntomas durante el embarazo y el  39% puede sufrir un brote de la enfermedad durante el posparto.

Por otra parte, otro tema que preocupa a las pacientes que presentan una enfermedad autoinmune sistémica y están embarazadas es qué ocurrirá con la lactancia.

Contra-indicaciones

En este sentido, se ha asegurado que las únicas contraindicaciones serán las relacionadas con el uso de fármacos que pasen a la leche materna y tengan potencial toxicidad, ya que, ninguna enfermedad per se

 es contraindicación para la lactancia.

Beneficios

La lactancia materna trae grandes beneficios para la madre como reducir el riesgo de depresión post-parto, disminuir el riesgo de anemia, ayuda a bajar de peso y previene el cáncer de mama, de ovario y el riesgo de osteoporosis después de la menopausia.

Asimismo, también trae beneficios para el bebé como:

Darle todos los nutrientes

Contiene anticuerpos especiales que lo protegen de infecciones respiratorias, gripe, asma, infecciones de oído, diarreas, alergias  y otras enfermedades.

Además, reduce el riesgo de malnutrición infantil y ayuda a la digestión.

enfermedades, además, reduce el riesgo de malnutrición infantil y ayuda a la digestión.

Muchas pacientes pueden sentir que tienen que decidir entre disfrutar de amamantar a su bebé y alcanzar un buen control de la enfermedad reumática durante el periodo postparto.

Por ello, es importante incluir al reumatólogo en el equipo de salud durante el periodo prenatal, para prevenir complicaciones y asegurar el bienestar de la madre y el niño.

Comentarios de Facebook

Newsletter

Patrocinadores

Polimialgia reumática

Patrocinadores

¿Te gustó?

¡Compártelo en tus redes sociales!