Seleccionar página

Consejos para pacientes con dermatitis atópica

Consejos para pacientes con dermatitis atópica

Redacción Artritis y Reumatología

La dermatitis atópica es un trastorno crónico de la piel que provoca sequedad, hinchazón y enrojecimiento y picazón, suele aparecer antes de los 5 años y puede continuar hasta la etapa adulta. En muchas ocasiones se pueden presentar episodios de exacerbación que normalmente desaparecen con el tiempo, incluso por años.

Uno de los factores que incrementa el riesgo de desarrollar esta enfermedad es tener antecedentes familiares de eccema, alergia, rinitis o asma.

Según la asociación de afectados por la dermatitis atópica (AADA) esta enfermedad es producida por el estrés, el sudor, el hábito de rascarse, algunos alimentos, baños con agua muy caliente, el alcohol y las bebidas muy calientes. Es por eso que debes mejorar tus hábitos y de esta manera reducir la posibilidad de crisis de este trastorno.

Hasta el momento no se ha encontrado la cura para la dermatitis atópica, pero algunos hábitos pueden ayudarte a mejorar esta condición. Con motivo

del día Internacional de la dermatitis atópica te damos algunos consejos para aprender a vivir con esta condición.

  • Realizar baños diarios no muy largos y con agua tibia, nunca con agua caliente pues puede producir más resequedad en la piel.
  • Usa jabones con un pH neutro, sin perfumes. Si es para niños es mejor evitar el uso de jabón.
  • Utiliza ropa de algodón y que no sea demasiado ajustada para evitar se produzcan más lesiones en la piel.
  • Mantén una dieta equilibrada, esta debe ser guiada por un especialista.
  • Hidrata tu piel con cremas sin alcohol y sin perfumes.
  • Asegurate que los productos cosméticos que utilizas sean antialérgicos.
  • Evita exponerte temperaturas extremas, pues estas aumentan la picazón.

Puedes prevenir las exacerbaciones de la dermatitis atópica identificando los factores que la desencadenan, en ocasiones son producidas por causas como el estrés, el polvo, el polen, la obesidad.

Las personas que padecen de esta enfermedad tienen mayor predisposición a sufrir de infecciones en la piel, en los ojos y patologías como la osteoporosis.

Newsletter

Nuestro patrocinador

Nuestro patrocinador

Pin It on Pinterest

¿Te gustó?

¡Compártelo en tus redes sociales!