Seleccionar página

Planificación familiar, fertilidad y artritis reumatoide

Planificación familiar, fertilidad y artritis reumatoide

Agencia Latina de Noticias Medicina y Salud Pública | Artritis y Reumatología

Aunque cualquiera puede padecer artritis reumatoide, las mujeres con esta enfermedad superan en número a los hombres en aproximadamente tres a uno. Muchas mujeres con artritis reumatoide son diagnosticadas entre los 20 y 30 años, justo cuando el matrimonio y la familia comienzan a ocupar el centro de la vida.

Con el dolor, la fatiga y los efectos secundarios de los medicamentos a considerar, no hay duda de que la artritis reumatoide hace que la planificación familiar sea más complicada. Pero la AR no tiene que poner los sueños de tener una familia fuera de tu alcance. Si estás pensando en formar una familia mientras vives con artritis reumatoide, considera estos consejos.

Artritis reumatoide y embarazo

La artritis reumatoide en sí misma no parece causar problemas en el bebé en desarrollo, incluso si la AR está activa durante el embarazo. De hecho, entre el 70% y el 80% de las mujeres con artritis reumatoide presentan mejoría de los síntomas durante el embarazo. Aunque algunas mujeres con AR pueden tener un ligero riesgo de aborto espontáneo o de bebés con bajo peso al nacer, la gran mayoría de las mujeres tienen embarazos normales sin complicaciones.

Sin embargo, muchos medicamentos para la artritis reumatoide, como el metotrexato (Otrexup, Rheumatrex, Trexall) y la leflunomida (Arava), pueden causar defectos congénitos. Estos mismos medicamentos también pueden causar defectos de nacimiento si son tomados por hombres que tienen hijos. Por lo tanto, es importante que hables con tu médico acerca de alterar el tratamiento varios meses antes de que tú o tu cónyuge intenten lograr un embarazo.

Confianza y paciencia al tratar de quedar embarazada

Los expertos no están de acuerdo en si la artritis reumatoide reduce la fertilidad en mujeres u hombres. Es cierto que muchas mujeres con AR tardan más tiempo en concebir que las mujeres sin artritis reumatoide. La ovulación inconsistente, la disminución del deseo sexual o tener relaciones sexuales con menos frecuencia debido al dolor y la fatiga son posibles explicaciones.

Para los hombres, los brotes agudos de artritis reumatoide reducen temporalmente el recuento y la función espermática, y pueden causar problemas de erección y disminución de la libido. Tanto para hombres como para mujeres, el tratamiento efectivo de la AR mejora los síntomas sexuales y la función. En la artritis reumatoide bien tratada, la fertilidad en la mayoría de los hombres y mujeres es probablemente normal.

Alterar el tratamiento de la artritis reumatoide antes del embarazo

Tan pronto como pienses en formar una familia, consulta a tu reumatólogo. Algunos medicamentos necesitan un período de “lavado” de meses antes de intentar concebir. Y eso va tanto para los hombres como para las mujeres; aunque no se ha comprobado, el metotrexato podría resultar en problemas de esperma que podrían causar defectos de nacimiento.

Si estás tomando leflunomida para la artritis reumatoidea, se necesita aún más planificación anticipada. Debido a su larga vida media, la leflunomida necesita ser detenida dos años antes de intentar concebir un bebé, aunque hay maneras de eliminarla más rápido de tu sistema.

Trabaja con tu médico en el tratamiento de la artritis reumatoide durante el embarazo

Tu reumatólogo te ayudará a decidir un plan de tratamiento que incluya tanto el control de los síntomas de la AR como la seguridad para tu bebé.

La prednisona en dosis bajas, por ejemplo, generalmente se considera segura durante el embarazo. La hidroxicloroquina (Plaquenil) y la sulfasalazina también se consideran seguras. Aunque las pruebas son limitadas para los medicamentos biológicos como etanercept (Enbrel), etanercept-szzs (Erelzi), infliximab (Remicade) e infliximab-abda (Renflexis) o infliximab-dyyb (Inflectra), biosimilares, muchos reumatólogos confían en su seguridad relativa durante el embarazo.

Una manera de evitar el riesgo de problemas de embarazo con los medicamentos para la AR es simplemente no tomar ninguno. Bajo la supervisión de un médico, algunas mujeres dejan de tomar medicamentos para la AR cuando comienzan a tratar de concebir.

Este método tiene su propio riesgo, por supuesto: la posible progresión del daño en las articulaciones debido a los brotes durante el tiempo en que abandonas el tratamiento. Sin embargo, en algunas mujeres, algunos reumatólogos respaldan el método, con una estrecha vigilancia de la actividad de la enfermedad.

Prepárate para mejorar los síntomas de la artritis reumatoide durante el embarazo

Curiosamente, el embarazo suele tener un efecto positivo sobre los síntomas de la artritis reumatoide, aunque sea temporal. Alrededor del 70% al 80% de las mujeres experimentan una mejoría en sus síntomas de AR durante el embarazo.

En muchas de estas mujeres, los medicamentos para la AR pueden reducirse de forma segura o incluso eliminarse durante el embarazo. Sin embargo, para aproximadamente una cuarta parte de las mujeres, la actividad de la artritis reumatoide continúa durante el embarazo o empeora.

Desafortunadamente, el alivio de los síntomas de la AR durante el embarazo es de corta duración. La mayoría de las mujeres recaen después de dar a luz a sus bebés.

Hasta que estés lista para quedar embarazada, usa anticonceptivos

Una vez más, recordando los efectos potencialmente dañinos de algunos medicamentos para la artritis reumatoide en el feto, es esencial evitar el embarazo hasta que estés lista. Los expertos dicen que si se usan correctamente, una variedad de métodos son apropiados y efectivos, como por ejemplo:

  • Condones
  • Anticonceptivos orales
  • Anillo vaginal
  • Dispositivo intrauterino (DIU)
Comentarios de Facebook

Newsletter

Patrocinadores

Polimialgia reumática

Patrocinadores

¿Te gustó?

¡Compártelo en tus redes sociales!