viernes , mayo 24 2019
Beneficios del aceite de ricino para la artritis
El aceite de ricino contiene propiedades antiinflamatorias que a su vez ayudan a reducir el dolor provocado por enfermedades reumáticas, como la artritis.

Beneficios del aceite de ricino para la artritis

Agencia Latina de Noticias Medicina y Salud Pública | Artritis y Reumatología

El aceite de ricino es de origen natural, se obtiene de las semillas de una planta llamada ricinus communis, originaria de India. Este aceite está compuesto por más de un 90% por ácido ricinoleico -una clase de omega 9-. Además de minerales, vitaminas y proteínas que actúan como antiinflamatorio.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la dosis adecuada de este aceite por día es de 0.7 mg por cada kilo de peso. Tal vez uno de los beneficios más conocidos de este aceite es su efecto antiinflamatorio; que a su vez ayuda a reducir el dolor provocado por enfermedades reumáticas y aumenta la circulación de la sangre.

De acuerdo a un estudio realizado en 2011, se logró establecer sus beneficios en enfermedades como la artritis. Dicha investigación analizó la utilidad del aceite de ricino en más de 70 pacientes diagnosticados con artritis reumatoide. Luego de dos semanas de haber suministrado el aceite de ricino con agua caliente, se pudo observar que síntomas como el dolor y la rigidez se redujeron significativamente, entre un 48% a 50%.

El aceite de ricino también es utilizado para hidratar la piel y limpiar las bacterias de la misma, de esta forma evita el acné. Durante años, se ha sido utilizado para combatir el estreñimiento, pues sus componentes ayudan a mejorar el proceso de digestión.

Efectos secundarios

Aunque su origen es vegetal y trae múltiples beneficios, el aceite de ricino puede causar algunas molestias como: dolor de estómago, diarrea, cólicos y otros problemas gastrointestinales como colon irritable. Además, en mujeres embarazadas se debe evitar su consumo para evitar alteraciones en el correcto desarrollo del feto.

Formas de utilizarlo

  • El aceite de ricino se puede consumir vía oral, como lo mencionamos anteriormente lo ideal son 0.7 mg por cada kg de peso. Y antes de consumirlo es necesario consultar al médico, para que evalúe tu historial clínico y decida si es conveniente su ingesta.
  • Otra de las formas de aprovechar sus propiedades es hacer masajes con el aceite de ricino en la zona afectada por la artritis, puedes dejarlo  actuar en la piel durante el día o la noche. Si es posible realiza los masajes varias veces al día.

Ver También

El cannabis reduce el dolor crónico, pero podría provocar lesiones

El cannabis reduce el dolor crónico, pero podría provocar lesiones

Agencia Latina de Noticias Medicina y Salud Pública | Artritis y Reumatología El uso de …