Input your search keywords and press Enter.

Infusiones para aliviar y calmar los dolores articulares

El dolor articular puede estar motivado por distintos tipos de lesiones o patologías, como puede ser la artritis, fracturas, infecciones o distensión muscular, entre otros factores que pueden originar inflamación y dolor. En este sentido, algunos de los signos de alerta que indican una afección en las articulaciones pueden ser la sensibilidad, el enrojecimiento, el aumento de la temperatura en la zona afectada o la dificultad de movimiento, explican en MedlinePlus. 

Si el dolor no está ocasionado por una enfermedad, como puede ser la artritis o el lupus, las principales recomendaciones de los expertos son el reposo y el ejercicio moderado. Asimismo, se pueden realizar masajes, ejercicios de estiramiento o baños tibios para tratar de aliviar los síntomas.

El harpagofito, una planta con efectos calmantes

Además, como explican desde los Laboratorios Arkopharma, existen una serie de remedios naturales que contribuyen a calmar los dolores articulares, musculares y traumáticos. El harpagofito es una planta con propiedades calmantes naturales que se puede consumir en forma de infusión y que es rico en “harpagósidos, glucoiridoides y procúmbidos”. 

Por ello, esta planta se ha utilizado desde la antigüedad para el alivio de dolores articulares, así como “para el apoyo de tratamiento en lesiones leves como esguinces”, aclaran. De esta manera, sirve como remedio natural para el bienestar articular. 

Como añaden desde el portal especializado del Centro de Investigación sobre Fitoterapia (INFITO), esta planta es “un potente antiinflamatorio y analgésico natural, empleado en el tratamiento de los dolores articulares, la artrosis, los reumatismos y otras manifestaciones articulares dolorosas”.

¿Qué otras plantas sirven para el dolor articular?

Por otra parte, algunas plantas drenantes son útiles para el cuidado de los huesos y de las articulaciones, como “el cardo mariano, la bardana, la alcachofa y el diente de león”, indican en Arkopharma. “Utilizadas durante algunas semanas, estas plantas favorecen la eliminación de las toxinas acumuladas a nivel articular y favorecen el proceso de mineralización”. 

La infusión de cola de caballo, además de ser un potente diurético, también se utiliza para el bienestar articular. Asimismo, la cúrcuma es muy popular en el continente asiático desde hace siglos, ya que su rizoma puede ayudar a “mantener la flexibilidad y el bienestar articular”, añaden.

Comentarios de Facebook